Tiene gracia que esté escribiendo este post desde una habitación con muros de piedra de 3 m. de espesor  que llevan en pie más de 6 siglos y que pertenecen al Castillo del Buen Amor en Salamanca. Castillo que compró y reformó un Obispo en el siglo XV para su amante, con la que tuvo cuatro hijos. Not bad! Definitivamente aquí ha habido mucho amor, y sigue habiéndolo! Se celebran bodas muy especiales como la de mis amigos G&G.

Si no lo conocéis, os recomiendo que paséis aquí un fin de semana –no el de San Valentín, que está completo!-. Es una belleza y se come de cine.

(Perfil Instagram)

El año pasado por estas fechas escribía esto, que básicamente es lo que digo siempre cuando llegan estas fechas: que sí, que puede que sea un invento del Corte Inglés, que es una cursilada, que es una paletada… Lo que queráis. Pero the bottom line is: we girls LOVE flowers any time of the year. Os lo prometo: en cualquier momento del año. Da igual. Y si es San Valentín… Pues también.

Y dicho esto (otra vez), añado: a los chicos también les gustan los regalos. A muchos que conozco les gustan las flores pero, en este caso, sí os digo que no a todos. Pero para ellos hay otras opciones. Como por ejemplo:

Cesta Gin Mare/ Photo by Jimena Roquero

Cesta Desayuno/ Photo by Jimena Roquero

Cesta jardinería/ Photo by Jimena Roquero

Pero el caso es que a todos nos gusta que nos digan que nos quieren. Y San Valentín sólo nos ayuda a recordarlo, que no es poco.

Hace unos días leí al genial David Moralejo en su blog “Cuaderno Secreto de Bon Vivant” y me dejó planchadísima. Después de haber leído su texto, a mí no me sale ya nada ingenioso. Sólo enseñaros las muchas opciones que tenemos en nuestra tienda on-line para regalar cuando queráis:

Para ver la colección entera, entra aquí.

Espero que seáis de los afortunados que sí reciben flores el día de San Valentín.

Happy Valentines’s to all!

XXX,

S.